Sign in / Join

Elle Fanning brilla con luz propia en «Alcanzando Tu Sueño»

En los últimos años, la televisión mundial se ha llenado de Reality Shows enfocados en los concursos de talentos, donde existen miles de almas participantes con hambre de triunfo y , sin embargo, sólo una puede convertirse en la nueva estrella del Globo, donde de cierta manera enganchan al público contándonos la vida de alguno de ellos y llegar a simpatizar con uno, pero ¿Qué puede haber más allá? ¿Cómo se sentirá estar en la piel de alguno, las motivaciones, la introspección y cada uno de sus actos?

Violet Valenski (Elle Fanning) es una adolescente introvertida, proveniente de un pueblo de Inglaterra, que debe trabajar después de la escuela para poder ayudar a su madre en los gastos del hogar. Para su pequeña fortuna, su trabajo como cantante en un pequeño bar  la motiva a seguir adelante y soñar con lo que siempre ha querido, convertirse en una estrella del Pop. La suerte la alcanza al llegar una oportunidad de mostrar su talento por medio de un programa de talentos: «Teen Spirit» donde al lado de su nuevo amigo Vlad (Zlatko Buric) buscarán una oportunidad para alcanzar  sus sueños.

De esta forma nos adentramos a una trama algo común pero con un ligero toque de ingenio, optimismo y sobre todo llena de energía todo el tiempo. Donde el espectador se adentra en los sentimientos de cada uno de nuestros protagonistas principales y termina por contagiarse de este, a manera de engancharse de una manera efectiva, con aquello que caracteriza a todas las películas dirigidas a adolescentes y adultos jóvenes: vibra positiva, amor, decepción y un poco de problemas superficiales.

En el instante que conocemos a Violet, de inmediato podemos predecir ciertos aspectos de la película, esto puede no ser un problema desde el hecho que sabemos a lo que vamos y en una inmensa mayoría de este tipo de cintas todo termina bien. Esto podría ser un poco cursi, pues en la mayoría de esta todo es casi perfecto y te sientes estupendo, la empatía que tienes con el personaje de Elle Fanning amerita sentirte así, pues comprendes que debe ser así, no deja de lado querer algo de «intriga» para que el clímax se perciba aún mejor.

A pesar de ser una persona introvertida, inexpresiva y a veces aburrida, cuando te adentras en la mente de Violet todo cambia, pues uno de los grandes aciertos que tiene esta película es lograr plasmar todo aquello que quisiera expresar una persona así, ver a la señorita Valenski cantando de una manera agradable mientras se encuentra en un hermoso paisaje, tranquilo y basto para seguir  soñando y ser feliz a su manera, alejándose de toda aquella realidad que podría no ser tan buena. De esta manera, Elle Fanning nos contagia todo el tiempo a grado de querer conocer más de ella, su actitud al tomar el micrófono cambia radicalmente a una mujer empoderada, dominante de la situación, con una voz potente, delicada y encantadora. En las situaciones que acontecen a su presencia ejerce el protagonismo necesario, cargado del toque que debe tener cada escena, desde la melancolía, drama, felicidad y éxtasis.

Todo acompañado de un soundtrack cargado de actitud y energía juvenil, desde Grimes con Genesis, Just A Girl de NoDoubt, Lean On de Major Lazer y la propia Elle Fanning con Dancing On My Own, Lights, entre otras. Todas puestas de una manera que encaja con lo presentado en pantalla y las hacen funcionar de manera efectiva ante un escenario lleno de luces, alegría y cierta rebeldía.

Toda esa actitud adolescente debe ser controlada para no dejarse llevar de manera desenfrenada a todo y es algo de lo que el personaje interpretado por Zlatko Buric, Vlad, se encarga. Vlad fue un cantante de Ópera famoso en su época, sin embargo, se dejó llevar por la fama y los excesos, es algo que intentará evitar con  Violet para no caer en lo que él, viendo a la vez, oportunidad para redimirse o una segunda oportunidad en su vida, transmitiéndole también sus conocimientos en la rama. La química entre estos personajes es un inusualmente genial, desde el lado de más que sentir un lazo de amistad, se percibe una comunicación entre padre e hija que le proporciona  un gran sostén a Violet y a Vlad por razones que podrás comprender en cuanto vayas a la sala del cine.

El Director y guionista de esta historia es Max Minghella, quien ha participado en películas como Horns y la serie The Mindy Project, entre las que se podían relacionar el desarrollo introspectivo y la comunicación entre los personajes a manera de fraternidad.

Irónicamente, entre los aspectos negativos de la cinta es que no existe algo negativo realmente, que te haga sentir preocupación o haya una vuelta de tuerca perjudicial para nuestra protagonista, pues realmente los problemas o decisiones conflictivas en las que pueda verse expuesta no son verdaderamente alarmantes o bien se resuelven fácilmente en la cinta.

Es así que llena de energía y optimismo, con una actitud siempre sobresaliente de Elle Fanning, Teen Spirit se convierte en  una película emocionante y entretenida, cumpliendo con la temática adolescente que te motiva a seguir tus sueños.

Alcanzando tus sueños (Teen Spirit) se estrena el 2 de agosto de 2019 en 55 salas alrededor de la República Mexicana.

 

En conclusión
Llena de energía y optimismo, con una actitud siempre sobresaliente de Elle Fanning, Teen Spirit se convierte en  una película emocionante y entretenida, cumpliendo con la temática adolescente que te motiva a seguir tus sueños.

Leave a reply