Uno de los juegos más esperados de este año es, sin duda, Assassin’s Creed: Valhalla, aquel título de asesinos cortesía de Ubisoft que nos trasladará a la más gloriosa época vikinga.

Pues bien, hoy su director creativo ha dado la noticia de que se retira del proyecto debido a “problemas personales”, mismos que presuntamente se tratarían de acusaciones por infidelidad y maltrato en contra de su ex-pareja:

Justo como Ashraf menciona, en días pasados Twitter fue tomado para acusar al director de otros títulos de la saga como Assassin’s Creed: Black Flag y Assassin’s Creed: Origins, así que con las circunstancias ha decidido hacerse de lado del proyecto para no afectarlo con sus errores personales. Estas fueron las declaraciones que iniciaron todo:

Ismail se suma a otro caso bastante sonado de malas conductas por parte de uno de los ejecutivos que trabajan en Dying Light 2.

Una lamentable pérdida para este juego que promete mucho.