A través de un comunicado por medio de sus redes sociales, la Universidad Nacional Autónoma de México, dio a conocer el fallecimiento del Dr. José Mario Molina Pasquel y Henríquez, eminente investigador mexicano, quien en 1995 ganara el premio Nobel de Química junto con con el investigador estadounidense Frank Sherwood Rowland y el químico holandés Paul Crutzen.

Su distinguida carrera parte en 1965, graduándose como Ingeniero Químico en la UNAM para, posteriormente, continuar con sus estudios de posgrado en la Universidad de Friburgo en Alemania y obteniendo un doctorado en fisicoquímica de la Universidad de Berkeley, California en 1972.

En 1974, junto con Rowland establecerían evidencia de la creciente amenaza que el uso de los gases CFC (compuestos que contienen cloro, flúor y carbono) suponía para la capa de ozono, misma publicación que llegó hasta la revista Nature. Esta relación laboral y profundas investigaciones los llevaron a ser acreedores del premio Nobel de Química el 11 de octubre de 1995, por ser los pioneros en establecer la relación entre el adelgazamiento de la capa de ozono y los compuestos de cloro y bromuro en la estratósfera.

Fue miembro del Colegio Nacional y Presidió el Centro Mario Molina Para Estudios Estratégicos Sobre Energía y Medio Ambiente A.c. y acreedor de más de 10 Doctorados Honoris Causa por UNAM, Yale, UDLAP, UAX, CINVESTAV, UVM, Harvard y Universidades Estatales de México.