La exposición Van Gogh Alive que abrió al público en febrero del presente año y tuvo que cerrar sus puertas debido a la contingencia sanitaria, ya se encuentra reabierta en estos momentos, contando con las más estrictas medidas de sanitización posibles y de cuidado a los visitantes. Además se han colocado de nuevo todas las jardineras y maceteros con nuevos girasoles alrededor de la instalación en el Monumento a la Madre.

Bernardo Noval, Director General de Must Wanted Group, la empresa que trajo a México este espectáculo, comenta:

“La experiencia Van Gogh Alive continúa localizada en la explanada del Monumento a la Madre, en Reforma e Insurgentes en la Ciudad de México, ahora con una serie de estrictas medidas de seguridad e higiene que harán que nuestros visitantes se sientan en un ambiente totalmente seguro. Entre estas medidas se cuenta la constante desinfección de espacios, el uso de cubrebocas, caretas y guantes por nuestro personal, las funciones a un 50% de su capacidad de visitantes por función para mantener sana distancia y nuevos horarios para que nadie se quede sin vivir #VanGoghAlive. Igualmente se solicitará a todo el público portar su cubrebocas para el acceso a Van Gogh Alive y en caso de que algún asistente no cuente con este mismo, se le brindará en la entrada para tener acceso a la exhibición”.


A su vez Noval expresó su reconocimiento a la empresa mexicana líder en producción de eventos, IFAHTO, seleccionada para el montaje original de la exhibición y ahora en la reapertura, responsable de la operación y manejo del flujo de visitantes para cumplir con los nuevos requerimientos sanitarios y sobre todo para implementar una serie de medidas como la sana distancia en asientos y entre personas.


“Un evento de esta naturaleza sólo lo podría llevar a cabo IFAHTO, la principal casa productora de eventos del país por la enorme experiencia con la que cuenta y sobre todo por el compromiso que asumió en que estuviera lista para la fecha de apertura programada”, remarcó Noval.
Por su parte, Ignacio Famanía, CEO de ifahto, dijo sentirse muy orgulloso que hayan seleccionado a su empresa para montar esta exhibición que se presentado en las principales capitales del mundo, lo cual prueba “el alto nivel de calidad y profesionalismo que caracteriza a nuestra gente y que se demuestra en eventos de clase mundial”, remarcó Famanía.


La exhibición
Dentro del museo se encuentra la sala introductoria con amplia explicación de la vida y obra del autor holandés y luego la sala de la exhibición con la proyección de un video con pinturas de Van Gogh que dura 43 minutos, 34 pantallas de diferentes formatos. En el video se exhiben pinturas de colecciones privadas que no existen en ningún museo del mundo.


Todos los espacios de la exhibición están bajo una enorme carpa y están tematizados de acuerdo a las pinturas de Van Gogh para obtener la experiencia más rica de la obra de este gran artista y entender su personalidad.
La carpa principal es de 50×25 metros, o sean 1,250 m2 en total, semejante a 6 canchas de tenis juntas. Esta sección consta de dos salas y existe una carpa adicional de 24×6 metros con cafetería, tienda, bar y baños.

La producción del evento
Las primeras reuniones de preproducción fueron a partir de julio de 2019. Ignacio Famanía, CEO de ifahto, comenta: “Desde julio del año pasado nos entregaron una carpeta con toda la documentación de los requerimientos para implementar el funcionamiento de la exhibición. La función principal de ifahto fue encargarse de la comunicación con el equipo de GE para revisar todos los requerimientos técnicos y coordinar la operación diaria del sitio.

Tuvimos reuniones presenciales con el resto de los proveedores involucrados y llamadas semanales via Skype con el equipo australiano a cargo del proyecto, en donde se revisando todo tipo de detalles”, detalló.
El montaje del museo arrancó en el mes de enero y se llevó a cabo en 4 semanas trabajando 24/7 en turnos dobles: 5 días para montar la carpa principal; 2 semanas para la construcción de displays y 10 días que utilizó GE para todo su montaje de pantallas, mapeo y pruebas de video. Tenemos 42 proyectores sincronizados a través de un servidor que se controla de manera remota (desde Australia) y desde ahí se cargan los contenidos”.


Se cuenta con 34 pantallas de proyección de diferentes tamaños y la pantalla más grande mide 7 metros de alto. Todo el equipo de audio y video se trajo de Montreal, Canadá donde estuvo la exhibición previamente a su llegada a México.


¿Cómo se logró?
Josianne Peña, Productora Senior de IFAHTO, explica: “Por parte de ifahto durante la pre producción estuvimos involucradas de manera directa 5 personas: 1 productor general con todo el know-how del proyecto, 2 productores que se encargaron de gestionar los requerimientos de acuerdo a las áreas, un director, un asistente de producción y un ingeniero de video para todos los temas técnicos con GE. Al momento del montaje se sumaron 8 asistentes de producción repartidos en turnos nocturnos y diurnos con equipo de alrededor de 20 personas que desarrollaron toda la estructura con las divisiones de las salas”.


Y añade: “Conforme fue avanzando el proyecto se fueron sumando especialistas de cada una de las áreas, como lo fueron dos ingenieros eléctricos que se encargaron de desarrollar el proyecto eléctrico de acuerdo a los requerimientos de cargas de toda la exhibición; un ingeniero civil y un ingeniero estructurista que se encargaron de elaborar los planos estructurales de la construcción de cada una de las salas y hacer el cálculo de cargas que exige Protección Civil para otorgar los permisos de funcionamiento.

¿Se lanzarían? O la neta ahorita no.